BREVE HISTORIA DE LA PROCESIÓN DE DOMINGO DE RAMOS EN ALCANTARILLA

   

    Desde 1999, la Semana Santa de Alcantarilla tiene una nueva procesión la que desfila en la tarde-noche de Domingo de Ramos. Alcantarilla tradicionalmente tenía procesiones en la noche del Viernes de Dolores, que era la primera que abría los desfiles procesionales de nuestra villa; después Había un largo paréntesis hasta el Martes Santo en que desfilaba desde el Convento de San Francisco la Cofradía de la Penitencia de Ntro. Padre Jesús de Medinaceli; seguía a continuación el Miércoles Santo con la procesión del silencio que, desde la iglesia de Ntra. Sra. de la Asunción, organizaba la Cofradía del Cristo de la Buena Muerte; continuaba la procesión de Jueves Santo que desde la iglesia de San Pedro desfilaba la procesión de Ntro. Padre Jesús Nazareno y finalmente en la noche del Viernes Santo y desde la iglesia de San Pedro desfilaba la procesión del Santo Entierro de Cristo y de esta forma terminaba la Semana Santa de Alcantarilla.

    Es decir, que se representaba procesionalmente la Pasión y Muerte de Cristo. Pero faltaba l vida y Resurrección del Señor de ahí que se fueran rellenando los días de Sábado de Pasión con el traslado del Cristo del Consuelo desde el Cementerio hasta la parroquia de San Pedro y posteriormente, el Lunes Santo con el traslado de la imagen de San Pedro Apóstol desde la Lonja Municipal de Pescado hasta la parroquia de San Pedro. También en la tarde-noche del Sábado Santo desfila la procesión de la Fe desde la parroquia de Ntra. Sra. de la Asunción hasta la de San Pedro y finalmente en la mañana radiante de Domingo de Resurrección, la Cofradía de Nuestro Señor Jesucristo Resucitado, con el tradicional encuentro de Cristo con su Madre y el discípulo amado en la Plaza de Entrevías, para finalizar la procesión sobre la una del medio día en la parroquia de San Pedro Apóstol.

    Está claro que el Domingo de Ramos Alcantarilla no vivía ningún tipo de procesión, aunque es verdad que en dicha mañana y desde las distintas parroquias se hacía la procesión litúrgica de las Palmas que, por cierto tiene unos antecedentes muy curiosos ya que por los años de 1940 y organizado por ese párroco que fue D. Lorenzo Pastor Puertas que estaría al frente de la parroquia hasta el año 1952 en que debido a su ceguera tiene que marchar de Alcantarilla con todo el dolor de su corazón, y es el mentado párroco el que organizó una especie de pequeño Auto Sacramental en el que un vecino de nuestro pueblo, Antonio Abizanda Vera ataviado de hebreo y representando a Jesús iba sobre una borriquilla acompañado de varias personas vestidas de hebreos y junto a ellos miles de fieles portando palmas y ramas de olivo. Esta procesión recorría las calles del pueblo para terminar en la parroquia de San Pedro, la única existente en aquellos años, aunque desgraciadamente no llegaría a consolidarse ya que a los pocos años se suprime y queda únicamente la citada procesión litúrgica que desde la parroquia de San Roque desfila hasta la de San Pedro.

    Sería sobre el año 1985 cuando el escultor local Fernando Ortuño realiza una bella escultura de Jesús montado sobre una borriquilla con la idea de que fuera la Junta de Hermandades Pasionarias la que al igual que sucede en otras poblaciones, adquiriese dicha imagen para resucitar un poco lo que ya se hizo por los años 1940 y de hecho hay un intento por parte de la Junta de Hermandades y sale solamente un año sobre una pequeña plataforma, desde la parroquia de San Roque hasta la de San Pedro es acompañada por cientos de personas que, portando palmas y ramas de olivo acompañan a tan bella escultura. Esta idea fue del agrado de la inmensa mayoría de los alcantarilleros pero, como en casos anteriores, la idea tampoco llegaría a consolidarse.

    No obstante sería el que esto escribe el que, de común acuerdo con el escultor y contando con la Junta Directiva de la Hermandad de San Juan Evangelista, realiza el encargo de una nueva imagen que tenía que estar terminada para la Semana Santa de 1999. Todo ello contando con el beneplácito de la Junta de Hermandades Pasionarias a la que se le presentó un proyecto de procesión que recogía la idea de otras poblaciones como la de Lorca donde, organizado por el Paso Blanco en la tarde-noche de Domingo de Ramos, desfila la llamada procesión del Pueblo Hebreo y donde miles de niños vestidos con túnica de hebreos y portando palmas acompañan la imagen de San Juan Evangelista y la Virgen Dolorosa. O la bella procesión de Cartagena que organizada por la Cofradía California y partiendo en la tarde-noche desde la iglesia de Santa Maria de Gracia desfilan siete pasos y cierra la magna procesión la imagen de Jesús entrando en Jerusalén, que es acompañada por miles de niños quienes al igual que en Lorca, visten la túnica de hebreo aunque todos con igual tonalidad y con la marcialidad que caracteriza a las procesiones cartageneras. Y, finalmente, muchos años hemos presenciado la procesión del Domingo de Ramos en la tarde-noche que, desde la parroquia de San Pedro Apóstol de Murcia, organiza la Real y Muy Ilustre Cofradía del Santísimo Cristo de la Esperanza; hermosa procesión en la que todos los nazarenos visten una preciosa túnica de terciopelo verde (esperanza) y en la que también desfilan siete imágenes obras de escultores tan famosos como Francisco Salzillo, Baglieto, José Hernández, Francisco Liza o Antonio Labaña. Toda Murcia se inunda de luz y color con tan bello desfile procesional.

    Todo ello fue lo que nos animó a la Junta Directiva de la Hermandad de San Juan Evangelista de Alcantarilla a realizar  una procesión que dentro de nuestra modestia, llenara el hueco existente en la noche del Domingo de Ramos en Alcantarilla. Muchas serían las gestiones y reuniones para que en un tiempo record sacar una procesión a la calle con la dignidad que se merecía. Posteriormente se daría entrada en nuestra Junta Gestora a la Hermandad de la Virgen del Primer Dolor que, desde el principio, asumió la idea inicial que no era otra que sacar la imagen de San Juan Evangelista obra del escultor José Noguera que se encuentra en la iglesia de San Roque y que es patrimonio de la Hermandad sanjuanista y la Virgen Dolorosa, imagen del mismo escultor, que también se encuentra en la iglesia de San Roque. Posteriormente sería una imagen de propiedad particular, que lleva el nombre de Virgen de las Lágrimas la que acompaña a la imagen titular de Jesús entrando en Jerusalén que va  acompañado por niños y niñas vestidos de hebreos y portando palmas y ramos de olivo.

    La procesión, como hemos dicho, saldría a la calle por primera vez en la Semana Santa de 1999 y paulatinamente se ha ido consolidando, aunque todavía es mucho el camino que nos queda por recorrer y esperamos que  a medio y largo plazo nuestra procesión adquiera la categoría que todos aspiramos para ella.

    No quiero terminar esta pequeña historia de nuestras  procesiones sin expresar mi agradecimiento a todas las personas que de una forma u otra han colaborado para que esta nueva procesión sea una realidad.